corrección      redacción      tipografía      diagramación       diseño      Servicios de ayudante de investigador y de edición interactivaimpresión digital    12 ejemplares o más    impresión digital    12 ejemplares o más    impresión digitaleditorial           libros gratuitos           cursos            editorial           libros gratuitos           cursos

                                                                
PÁGINA PRINCIPAL
 
Servicio de ayudante de investigador
 
Servicio de edición interactiva
 
Redacción
 
Corrección
 
Traducción
 
Tipografía
 
Diagramación 
 
Diseño
 
Impresión
 
Distribución
 

DEJE UN MENSAJE

 

 

Para leer nuestros libros necesita dos programas específicos. Puede descargarlos sin costo
en los siguientes vínculos.

 WIN ZIP

 ACROBAT READER

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ENSAYO
Política/Selección de artículos periodísticos y blogs

 

Elecciones. México 2006

1 Megafraude vs. megaplantón

 

Otros títulos

2 Unción apócrifa vs. Gobierno en resistencia

 

 

 

 

COMENTARIO

 

Sólo unos días faltan para que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación nombre presidente electo. Ha pasado casi un mes desde que la Coalición Por el Bien de Todos, encabezada por Andrés Manuel López Obrador, inició la resistencia civil ante el megafraude y se apostó con un megaplantón en el Zócalo y la principal avenida de la Ciudad de México, exigiendo el recuento voto x voto, casilla x casilla, para demostrar sólo la parte de la logística del fraude “a la antigüita”, como acertó en llamarla López Obrador, que en esta ocasión alcanzaría para revertir con mucho los resultados, no obstante que se cuenta con evidencia incluso de una grosera manipulación cibernética. La resistencia civil probablemente se convertirá en desobediencia ante la esperada imposición de un presidente espurio. La asamblea de la Coalición ha convocado a una Convención Nacional Democrática basándose en la Constitución mexicana, instancia que, según el art. 43, podría nombrar a López Obrador presidente electo... (“La soberanía nacional reside esencial y originariamente en el pueblo. Todo poder público dimana del pueblo y se instituye para beneficio de éste. El pueblo tiene, en todo tiempo, el inalienable derecho de alterar o modificar la forma de su gobierno”.)

Ésta es la primera de varias entregas sobre el conflicto poselectoral mexicano. En http://senderodelpeje.blogspot.com/2006/03/luis-mandoki-quin-es-el-seor-lpez.html se puede ver una serie de videos, entre los cuales el número cuatro destaca por analizar la parte cibernética del fraude. En seguida, a manera de fragmento gratuito (que no está incluido en el archivo), se presenta uno de los últimos análisis aparecidos en prácticamente el único medio que no ha cerrado sus puertas al derecho a la información....
Al margen, en el siguiente vínculo se podrá encontrar una completísima y seria compilación de información sobre este tema: http://senderodelpeje.blogspot.com/

 

 

FRAGMENTO

 

 

LA HORA DEL PUEBLO

René Avilés

* AMLO: hay un golpe de Estado; el culpable, Fox
* CND: en primera fila estarán los pueblos indios
* No la tienen nada fácil los magistrados del TEPJF






Los pejeviejitos siguen firmes en el plantón del Zócalo de la ciudad de México, que exige el recuento de todos los votos de la elección presidencial, y en apoyo al candidato de la coalición Por el Bien de Todos, Andrés Manuel López Obrador



A pesar de la mordaza que los medios electrónicos le han colocado para que nadie lo oiga y la gente sencilla piense que está loco y debe ser reprimido por el bien del país, Andrés Manuel López Obrador logró, esta semana, hablar con un enviado especial de Le Monde y ser entrevistado ayer, durante 90 minutos y sin cortes comerciales, por Jacobo Zabludovsky, en el programa De una a tres.
Al periodista del rotativo francés le adelantó que, el sábado 16 de septiembre, la Convención Nacional Democrática (CND) podría proclamarlo presidente de la República si el tribunal electoral declarara ganador de la contienda a Felipe Calderón. A Zabludovsky, amablemente, le explicó cómo ocurriría eso.
"En el Zócalo estarán los representantes de los 56 pueblos indios del país y las personas de la tercera edad. Y las delegaciones de los estados estarán distribuidas en las calles del centro de la ciudad (donde) vamos a poner pantallas para que todo el mundo pueda estar al tanto de los debates", afirmó en respuesta a una pregunta acerca de cómo se acomodarían un millón de personas en el Zócalo, Madero y Reforma el día en que supuestamente va también a celebrarse el tradicional desfile militar.
López Obrador utilizó por primera vez, públicamente, la expresión "golpe de Estado" para referirse a la imposición del candidato panista que está impulsando Vicente Fox, a quien volvió a tachar de "traidor a la democracia", y se quejó de los medios electrónicos que organizan mesas redondas en las que hablan hasta seis locutores, todos contra él, pero ninguno informa al público lo que está sucediendo.
Después de reiterar que no convocará al pueblo a "tomar los medios de comunicación, eso no lo voy a hacer nunca", porque, reiteró, "soy un demócrata", olvidó referirse a los levantacejas electrónicos que jamás han pisado el plantón para hablar con la gente que vive en los campamentos, pero declaman que el movimiento se está "desfondando" y no se sonrojan de vergüenza cuando alguien les dice que mientras ellos "analizan" a los que resisten, éstos aguantan el granizo, temblando de frío y gritando de furia bajo un trozo de plástico en el Zócalo.

Héroes o crápulas

De manera imperceptible, la lucha contra el fraude electoral se ha convertido, al mismo tiempo, en una batalla contra los poderes que nos gobiernan sin haber sido electos ni haberse sometido de ninguna manera al control democrático de la sociedad, a la que pretenden mangonear indefinidamente sin que la gente les pase la factura ni les haga pagar las consecuencias.
Si lo que está naciendo en México es, como dicen los que saben, una nueva revolución -ahora civilizada y pacífica-, ésta no se olvidará de esa televisión golpista que hasta la fecha, por ejemplo, se ha negado a difundir, y ni siquiera ha mencionado que existen, los 23 videos proporcionados por la coalición Por el Bien de Todos en que se muestran paquetes electorales violados, sobres oficiales desgarrados a mansalva o sustituidos con papel estraza como si en vez de votos contuvieran tacos de canasta; boletas en favor de Calderón que fueron contabilizadas como buenas pese a que no tienen huellas de haber sido dobladas para que alguien las metiera por la ranura de la urna, o votos para López Obrador que fueron anulados porque tenían raspada una orillita, así como bodegas distritales sin sellos oficiales en las puertas y tantas y tan escandalosas e indignantes evidencias más de fraude masivo y sistemático.
Esta es quizá la última o, en caso extremo, la penúltima entrega de Desfiladero que La Jornada publicará antes que los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) comuniquen al país cómo van a pasar a la historia: si como héroes civiles o como crápulas.
La gente de a pie no espera ya nada de ellos. Fox, se dice, ya les ofreció chamba en la Suprema Corte y los empresarios ya los compraron -si no a los siete, por lo menos a cuatro, porque no necesitan a más- para que por mayoría simple (la mitad más uno) declaren ganador a Calderón. Sin embargo, con todo respeto para la cultura popular que nunca se equivoca, las cosas no son tan sencillas como parecen.
Los magistrados, por supuesto, pueden ignorar la descarada pero sobre todo ilegal participación de Fox y de muchos distinguidos hombres de negocios en la campaña de odio contra López Obrador. También pueden cerrar los ojos ante el alud de recursos públicos que el "gobierno" federal derrochó sin límites en apoyo a la estrategia de compra y coacción de votos para el candidato panista.
Pueden desechar por "notoriamente improcedentes" (aunque no lo sean) las denuncias que les fueron presentadas sobre los vínculos de complicidad entre el Instituto Federal Electoral (IFE), el gigante informático Hildebrando, la Secretaría de Desarrollo Social y los programas Procampo y Oportunidades, etcétera. Lo que no pueden hacer los señores magistrados es fingir demencia ante los números y las actas circunstanciadas que produjo el recuento de votos, ordenado por ellos, en 11 mil 800 casillas de 149 distritos electorales del país.
En esa muestra, hay que repetirlo, encontraron más votos que votantes en poco menos de 4 mil casillas (33 por ciento), y menos votos que votantes en poco más de 3 mil 500 casillas (31), de lo cual concluyeron que en 7 mil 523 casillas (64 por ciento) de un total de 11 mil 800 sobran o faltan más de 119 mil votos, y allí no termina sino apenas empiezan los problemas de los magistrados.
Hasta ahora, al dictaminar procesos electorales anteriores, siempre anularon las casillas donde había votos de más. En este caso, si dieran de baja las casi 4 mil casillas donde aparecieron votos de más (siempre, casualmente, para Calderón), eliminarían alrededor de un millón 600 mil votos, a razón de 400 votos por casilla en promedio.
Pero si obraran de igual modo con las más de 3 mil 500 casillas donde hallaron menos votos (que eran, también casualmente, para López Obrador), estarían sacando del juego otro millón 700 mil votos, con lo que dejarían sin efecto 3 millones 300 mil votos, cuya ausencia alteraría sin duda muy significativamente el resultado final del IFE de sólo dos modos posibles.
Uno, reduciendo a su mínima expresión la "ventaja" de 240 mil votos que el IFE asignó a Calderón o, dos, colocando encima de éste a López Obrador y entregándole la constancia de mayoría. En el primer caso, si los magistrados no tomaran en cuenta las denuncias de asociación delictuosa que hay contra Fox-Calderón-los empresarios tramposos-el IFE-Hildebrando y otros, la nueva y ahora más chiquita "victoria" del panista acrecentaría la certeza colectiva de que sí hubo fraude y cobraría más vigencia la consigna del voto por voto, casilla por casilla.
No la tienen nada fácil los magistrados. Si no anulan una sola casilla le extenderían a todo el pueblo la más atenta invitación al estallido social y pondrían en problemas al propio López Obrador para controlar a sus simpatizantes. En cambio, si anulan solamente algunas de las casillas donde hubo votos de más, pero no todas donde se constató esa anomalía, el efecto sería el mismo: multiplicarían el descontento masivo y le harían un gran favor a la CND, a la que asistirían no el millón de personas convocadas por López Obrador sino el doble o más.
A los magistrados, por lo tanto, no les queda sino actuar bajo el espíritu de la justicia, desactivar el fraude electoral, parar en seco el golpe de Estado impulsado por Fox y salvar la vigencia de las instituciones sobre las cuales descansa, prendido con alfileres, el anémico estado de derecho de nuestro país. Si lo hacen, el pueblo los honrará como héroes y exigirá que refunden la Suprema Corte e inicien la transformación democrática de México.

Mañana, letras, ópera y rock

Sí, mañana, el blog de La Hora del Pueblo estrenará suplemento literario (la dirección electrónica al pie de esta página). Lo que no se debe olvidar es que también el domingo, después de la asamblea en el Zócalo, el coro de los pejeviejitos volverá a cantar los himnos de Gandhi y Martin Luther King en la plaza del Monumento a la Revolución, acompañado por 60 jaraneros, La Maldita Vecindad y Regina Orozco, el barítono Lech Zavadka y las mejores gargantas del Conservatorio Nacional de Música.
andycochi@yahoo.com.mx
http://www.lahoradelpueblo.blogs.pot.com/
http://www.senderodelpeje.com/
http://www.plandelos3puntos.org/


(“Desfiladero”, La Jornada, sábado 26 de agosto de 2006.)


 

 

 

 

 

© 2007, Servicios Editoriales